Cortinas Romanas

Cortinas Romanas

Las Cortinas Romanas, también llamadas estores, con anillas cosidas en la parte de atrás de la tela que hacen que el tejido suba hacia arriba haciendo pliegues algo desiguales, acentuando su caída natural. Son perfectas para ventanas pequeñas o ventanas sobre muebles. Existen en una gran variedad de colores y tejidos, generalmente ligeros para favorecer la recogida y arrugándose lo mínimo posible, con importante incidencia de tejidos naturales como el algodón o el lino. Su sistema de plegado puede ir desde el clásico cordón, hilo o cadena hasta sistemas ocultos más sofisticados.

Las cortinas Romanas ofrecen resultados muy vistosos y se adaptan perfectamente a cualquier tamaño de ventana, siendo muy versátiles y facilmente adaptables a todos los ambientes.